Seduciendo a un Extraño


Perfect Stranger
Estados Unidos, 2007
Dirige: James Foley
Con: Halle Berry, Bruce Willis y Giovanni Ribisi.


"Seduciendo a un Extraño" es un supuesto thriller érotico, con poco supenso y cero erotismo, protagonizado por dos estrellas A-list de Hollywood: Halle Berry y Bruce Willis. En lo que pareciera un intento fallido de aprovechar la fórmula que alguna vez tuvo éxito en cintas como "Basic Instinct", el guión tan pobre, incongruente y estúpido simplemente no ayuda a que la película salga a flote.

Con una historia parecida a cualquier bodrio erótico softporn de esos que pasan después de medianoche por algunos canales de televisión de paga, Rowena (Berry) consigue un trabajo en una empresa publicitaria de renombre para seguirle la pista al jefe, Harrison Hill (Willis), un hombre pervertido que supuestamente asesinó a la mejor amiga de Rowena de una forma sádica. Valiéndose de su voluptuoso físico, Rowena logrará que el jefe se fije en sus encantos para poco a poco descubrir la verdad.

La diferencia es que, pese al intento desesperado de la Berry por actuar, o de la frívola caracterización de Bruce Willis, la película no provoca el más mínimo interés en seguir la trama. En los momentos donde debería tenernos al borde de la butaca, uno lucha por mantener sus ojos abiertos y adivinar lo que ocurrirá de tan predecible que es. ¡Y lo peor! Publicitada como un film de corte erótico, las escenas entre Berry-Willis se limitan a simples besos y nunca vemos más acción. De perdido esperaba que Halle mostrara sus encantos a la "Monster's Ball" con todo y gemidos incluidos, para intentar reestablecer el orden a tan difusa cinta.

Para el final, "Seduciendo a un Extraño" aprovecha que está de moda eso de dar giros en la trama y lo hace de una manera tan absurda, ilógica, incoherente y estúpida que no podía concebir el porque dos actores de tal talla aceptaron participar en dicho filme. "Seduciendo a un Extraño" es lo que llamarían en el país vecino, un completo flop. Un fracaso tremendísimo en la carrera de ambos histriones y un mal rato para uno que lucha entre mantener la atención y no cabecear. Ni las actuaciones, ni la atmósfera newyorkina high-class y mucho menos el guión, son relevantes y por tanto, la cinta está destinada a perderse entre los estantes de un videoclub, esperando a que algún iluso calenturiento se lleve el chasco de su vida.

5 comments:

  1. MaHo dijo...

    de seguro tu fuiste uno de esos que se llevo el chasco de su vida
    jajajaja
    ntc
    (a)
    quien lo quiere? quien?
    enguere enguere

    Pablo dijo...

    Me llevaron de morale event a verla.. queria que me mataran en verdad...

    Paxton Hernandez dijo...

    off topic,

    Qué onda con la C-Box? Fuera de eso me encanta el nuevo look. Chido lo de las fotos en el banner.

    Saludos,
    ya en el DF = (

    Carlos Reyes dijo...

    este Bruce Willis va de mal en peor.. lo unico decente que ha hecho en los ultimos años han sido sus cameos en las pelis de robert rodriguez y su voz en over the hedge

    saludos

    Eduardo dijo...

    Estoy de acuerdo contigo. Además intento de película innovadora, copia de algunas otras con su fin según ellos original, y por cierto que onda con Halle Berry, por que agarra papeles tan mediocres